Jessica Jara

Arte, la sensible expresión del alma

Letras, palabras e imágenes

Sustituto del sueño

Escrito por JessJara 10-09-2017 en Poesía. Comentarios (0)

Entre las efímeras  imágenes,

orbitando a la espera de nuestro encuentro.

En vísperas de desvanecernos

en el silencio que nos ausenta,

entre las rejas de las miradas,

las prohibiciones del deseo

y la piel tensa, roja, herida.

Con la pesadumbre de los ríos

que atraviesan nuestra mente

con los ojos cerrados

por los sueños que despiertan

el agitado momento del corazón.

Habrá sido sólo un segundo

o el infinito tiempo espacial

haciéndose eco en lo tormentoso,

en la categoría selecta

de aquello que se pronuncia cerca

pero se recrudece y se esfuma.

Habitando en las esferas imaginarias,

en las burbujas de mi voluntad 

contra el torrente de tu presencia,

en la sustancia que contamina

junto con tus besos

y el cristal que se desarma

en mis labios agrietados, 

cuando reconozco que me he empequeñecido,

que me convierto en la sombra

detrás de toda su luz.


Torrente exhaustivo

Escrito por JessJara 21-08-2017 en Poesía. Comentarios (0)

Inunda mis labios con el sabor amargo.
Escucho sus pasos
con la misma ferocidad 
que una manada descontrolada.
No hubo nunca un  sendero verde
que nos guiara con seguridad
a los sueños que se tejían.
Había más cobardía de lo imaginado
y hoy un canal anuncia la visita
de aquello olvidado,
lo inestable,
lo nefasto,
lo insoportable.
 
Hoy aumenta el caudal,
ese torrente turbulento 
y mortífero,
la mezcla más dulce, 
el cianuro a punto, a horario.
Ajustas los últimos recuerdos,
eran manías de adolescentes
pero era el claro indicio del adiós.
Todavía en las manos
encuentro el sudor de su cuerpo
oprimido contra el mío
y mi alma reprimida
bajo su inconformidad
buscando escapar de lo cotidiano. 



LUNES

Escrito por JessJara 21-08-2017 en Poesía. Comentarios (0)

Era la inconfundible ansiedad 
de desear que fuera viernes
y que se hicieran las nueve.
O, por qué no, que fuera lunes 
y el reloj diera puntual las doce.
Ley fija, 
permanente
e inmutable.
Su presencia hacía relampagueos 
en mi mente distraída
para alertar a mi cuerpo
de que se avecinaría
la terrible tormenta de pensamientos
y, luego, la tranquilidad paralizante
que me llevaría a rememorar,
incontables veces,
nuestras charlas  
nuestros puntos y comas,
nuestras voces,
nuestras miradas,
la posición de nuestros cuerpos
en ese espacio tan grande,
tan distante,
tan poblado,
tan desconcertante
...tan todo...
tan insuficiente.
Pero allí va otra vez,
aparento indiferencia al respecto,
la seriedad profesional.
Al fin y al cabo, 
no falta mucho para el lunes 
y que todo
               se vuelva a repetir. 


Vieja Amistad

Escrito por JessJara 06-08-2016 en Poesía. Comentarios (0)

Eran los lunes, 
o los miércoles, no lo sé.
Hoy te recuerdo como se recuerdan
aquellas cosas sin tiempo.
Eras la ilusión de un mundo nuevo,
demasiadas palabras para una revolución.
Siempre puntual, a la misma hora,
la cita ideal para dos almas perdidas.
Café, libros y el bar en esa esquina,
mil frases y planes.
Vos buscabas convertir ideas
y yo buscaba tu compañía.
Vos jamás llegaste tarde,
siempre antes de las dos;
yo nunca llegué puntual,
siempre después de las tres.
Hoy conservo aquellas imágenes
sin poder evitar caer en nostalgia.
Miles de memorias 
para una historia que no fue.
Vos me amabas de esa forma,
entre palabras, lineas y discursos.
Ahora no queda nada,
ni el bar, ni los libros, 
ni las ideas,
tampoco nuestra amistad.


More than This

Escrito por JessJara 24-06-2016 en Poesía. Comentarios (0)

En tu sonrisa vi la prisa de escapar del mundo,¿qué vestido llevarás puesto cuando bajen los ángeles?

querida... eras más de lo que yo podía pedir.
Cuando me despertó el sol aquella mañana de junio, quise ver hacia el horizonte de las pupilas oscuras y penetrantes. Esas sombras son la oscuridad del alma que nos persigue de vidas pasadas. 
La conciencia dejó de calmar mi voz si siendo tarde a la noche, no respondía entre tantos vaivenes. Quisiera abrazar la púrpura belleza de esa manía alocada, de escapar cuando no se debía, de querer a destiempo y conseguir palabras llenas de derrotas cotidianas. 
Un piano a la madrugada contribuyó a mi estado pensativo, los muchachos agotados regresando de sus incansables juergas, pero no puedo contentarme aún, estamos allí perdidos en medio de la incertidumbre y sin palabras que intervengan en la lógica comunicativa.
¿me quieres detener en la espera? ¿me quieres retener en tu pozo intencional?
Me da por pensar este caos tan lleno de calamidad, me tienes a medias, desmintiendo con desidia, con escaso temperamento. Una vida casi impersonal, casi ajena. No tengo dudas que me dejará con este miedo poco concreto y expandirá su espacio hasta llegar a mi pecho, pero tampoco bastará con eso, pues, como dijo bajo esa noche estrellada "lo quiero todo... hasta lo último que haya, hasta el polvo de tus huesos".